Enseñando confianza en uno mismo en una cultura selfie

Enseñando confianza en uno mismo en una cultura selfie

Por Haley Hawks

Traducido por Kimberly Gabriela Mayen

Cuando era adolescente, pensamientos como “Me gustaría ser más delgado”, “Me gustaría tener un mejor bronceado” o “Me gustaría estar más en forma” fueron tan generalizados que me resultó difícil observar cómo se veía mi cuerpo. No quería ver la forma en que mi piel se enrollaba cuando se movía, ni tampoco disfrutaba la grasa extra que se aferraba a mis piernas, estómago y brazos.

Sin embargo, esos pensamientos autodestructivos fueron contrarrestados por tres habilidades vitales que mis padres inculcaron en mi corazón para mantenerme segura a pesar de vivir en una cultura que le encanta lucir impecable

1. Nunca ganarás el juego de comparación, así que no juegues.

Cuando miramos a los demás, inevitablemente habrá algo en su cuerpo que desearíamos tener. En su lugar, echemos un vistazo a nuestros propios cuerpos para encontrar las características especiales que nos gustan de nosotros mismos.

Enseñe a los hijos a hacer esto simplemente preguntándoles: “¿Qué te gusta de tu cuerpo?” O “¿Qué te hace sentir confiado?”

Cuando empezamos a amarnos a nosotros mismos, “experimentamos cambios, cambios positivos. La vida comienza a avanzar con más facilidad y las cosas comienzan a caer mágicamente en su lugar. Las relaciones mejoran. La salud mejora. Y los seres de la vida se sienten bien, realmente bien, ridículamente bien ”, (Fremon, 2017).

Desearíamos que nuestros hijos se sientan realmente bien por ellos mismos sin ayuda externa. Queremos que puedan amar su cuerpo y su vida sin importar las circunstancias.

Una forma fácil en que mis padres me enseñaron a amarme a mí mismo fue con el truco del mejor amigo. Pregúntale a tu hijo: “¿Amas a tu mejor amigo?” Y “¿Tratas a tu mejor amigo con amabilidad y cortesía?” Y “¿Hablarías negativamente con tu mejor amigo?” Ayúdales a ver que son aún más importantes que su amigo. Por lo tanto, hablar con ellos mismos con amabilidad y compasión es completamente necesario y les ayudará a sentirse bien.

2. Mantente auténtico contigo mismo, incluso bajo presión.

La confianza en uno mismo viene en parte al saber quién eres, aceptar a esa persona y ser feliz con todas las imperfecciones. Hay ocasiones en que somos presionados para ser algo más que la Increíble persona que somos. Sin embargo, “Aprender a expresar los diversos aspectos de quién eres como persona puede ser una de las mayores alegrías de la vida y una parte esencial de su bienestar emocional” (Vilhauer, 2016).

Enseña a tus hijos que quienes son es suficiente. Son increíbles, valen la pena, y excepcionalmente hermosos. Las normas, especialmente las normas del mundo, no definen quiénes son. Como el mago más sabio de la serie ficticia de Harry Potter, Albus Dumbledore, ha dicho: “Es nuestra elección. . . eso demuestra lo que realmente somos, mucho más que nuestras habilidades ”. O en este caso, mucho más que nuestra apariencia externa. Enseña el poder de ser fiel a ti mismo en un mundo que solo muestra lo superficial de una Selfie.

3. Estar agradecidos.

Cuando tu hijo se vea en el espejo, enséñale a ver a de qué tiene que estar agradecido. Un niño no necesita demostrar su valía. La gratitud puede ayudar con sentimientos de inutilidad o vergüenza. La gratitud “Puede disminuir el estrés y tiene otros beneficios importantes para la salud emocional. Una persona que está agradecida tiende a pasar menos tiempo comparándose con los demás y sintiéndose envidiosa ”, (Stewart, 2017). Para enseñar esto, puedes preguntar “¿Qué fue lo bueno de tu día hoy?” O “¿Qué parte de tu cuerpo físico aprecias más hoy y por qué?”

Nuestros hijos necesitan entender que las redes sociales no los definen. Me gusta, tweets y DM no muestran valor. Tratemos de enseñarles a los niños cuán invaluables son ayudándolos a crear amor interno hacia sí mismos en lugar de obsesión externa con la perfección.

* ¿Has revisado algunos de nuestros increíbles recursos para padres? ¡30 días de charlas sobre sexo: Empoderar a tu hijo con conocimiento de la intimidad sexual y cómo hablar con tus hijos sobre Pornografia son libros muy útiles para ayudarte a tener discusiones simples sobre temas difíciles!

Haley Hawks tiene una licenciatura en ciencias en estudios matrimoniales y familiares de la Universidad Brigham Young de Idaho. A ella le apasiona aprender, especialmente cuando se trata de relaciones y de la vida familiar. Espera poder algún día educar en un entorno mundial para promover la bondad en la familia y destruir los ideales que dañan a la sociedad.

Citaciones: 

Fremon,R. (2017, 21 de febrero). La magia de amarte a ti mismo primero. de https://wanderlust.com/journal/the-magic-of-loving-yourself-first/

Stewart, K. (2017). Enseñar a los niños la importancia de la gratitud. [en

línea] EverydayHealth.com. Disponible en: https://www.everydayhealth.com/saying-thanks/teaching-kids-the-importance-of-gratitude.aspx

Vilhauer, J. (2016, 18 de junio). Cómo mantenerse auténtico, no importa qué. de https://www.psychologytoday.com/blog/living-forward/201606/how-stay-authentic-no-matter-what